Home / Encuentros Digitales / Vicente Cuairán (II). Fundador Tennis Mind Institute. «Todas las grandes figuras del deporte, desde Jordan a Nadal, comparten el mismo concepto de fuerza mental»

Vicente Cuairán (II). Fundador Tennis Mind Institute. «Todas las grandes figuras del deporte, desde Jordan a Nadal, comparten el mismo concepto de fuerza mental»

Publicamos hoy la segunda parte del Encuentro Digital que industriadeltenis.com ha promovido con Vicente Cuairan, director ejecutivo de Tennis Mind Institute. En este enlace puedes acceder a los contenidos del Encuentro Digital publicado ayer. https://www.industriadeltenis.com/encuentro-digital-vicente-cuairan/

 

 LOS TITULARES DE VICENTE CUAIRAN

  • Probablemente las jugadoras sean algo más organizadas que los jugadores y en determinadas edades, tienen un mayor grado de madurez
  • Todas las grandes figuras del deporte mental, desde Jordan a Nadal, comparten el mismo concepto de fuerza mental
  • Cuando el nivel tenístico es parecido, la variable que decide el partido es el aspecto mental
  • Pasar de tener una mentalidad perdedora a otra ganadora, no es tarea fácil
  • Tener una mentalidad ganadora influye decisivamente en la vida diaria
  • El tenista no debe forzar las situaciones sino reinterpretarlas
  • Valores, entrega, disciplina…todo se puede entrenar menos el talento natural

 

Cuando hablamos de la práctica del coaching, ¿son válidos los mismos parámetros para hombres que para mujeres?

José Luis Bocos

El principio metodológico de un proceso de coaching deportivo es el mismo para hombres que para mujeres. No he encontrado, al menos en mi experiencia personal, diferencias significativas entre hombre y mujeres que no se puedan encontrar entre hombres o mujeres. Probablemente las jugadoras sean algo más organizadas que los jugadores y en determinadas edades, infantil, cadete o junior, demuestren un cierto mayor grado de madurez que les hace tener creencias e ideas algo menos disfuncionales de las que tienes los mismos chicos de su edad. Pero en general yo no diría que hay diferencias significativas entre sexo y sin duda la metodología, las herramientas y las técnicas que se emplean en ambos es la misma.

¿Campeones como Rafa Nadal, Usaint Bolt, Michael Jordan o Cristiano Ronaldo comparten los mismos conceptos de fuerza mental? ¿Son válidos para todas las disciplinas?

Israel G. Montejo

Si atendemos a la definición que en 2013 hice de fuerza mental: “La capacidad adquirida de un jugador de hacer coherente el estrés competitivo con la situación de partido dándole un significado funcional a partir de sus creencias y valores, permitiéndole dar Respuestas de Alto Rendimiento RAR y facilitándole consecuencias deseables en la consecución de sus objetivos”. (Vicente Cuairán, 2013) podemos decir que sí, que todos comparten el mismo concepto de fuerza mental.

Las diferencias radican en la metodología de trabajo. Cada deporte tiene unas peculiaridades específicas que le hacen diferente y por lo tanto, en mi opinión, la manera de trabajar la fuerza mental en un tenista difiere de la de un atleta o un futbolista.

Yo creo que el futuro pasa por la especialización del profesional en cada deporte. No estoy muy seguro de que un solo profesional pueda hacer un trabajo de buena calidad atendiendo a deportistas de una gran cantidad de deportes ya que considero que es necesario entender previamente las reglas y peculiaridades que tiene cada deporte. Nosotros trabajamos únicamente con tenistas porque es el deporte que hemos practicado, es el deporte que seguimos practicando y el que entendemos. Cuando un jugador me dice que está atrapado y que no siente la bola (por ejemplo) sé de qué me está hablando exactamente porque yo también lo he vivido igual miles de veces y por lo tanto me resulta sencillo ponerme en su lugar y ayudarle a salir de esa emoción. Nuestra apuesta se basa en la especialización por parte de los profesionales que trabajamos el aspecto mental del juego ya que consideramos que ahí reside buena parte del éxito en el desarrollo deportivo y personal del jugador.

La semana pasada, Nadal volvió a vencer a Federer en las semifinales de Open de Australia Que explicación tiene que siendo Federer técnicamente tan superior a Rafa haya perdido tantas veces en sus enfrentamientos.

Paco Cayuelas

 

Creo que la mejor forma de responderte a esta pregunta es transcribiendo un pasaje del libro a dos manos de Toni Nadal y Pere Más “Sirve Nadal Responde Sócrates” en la que Rafa mantiene con su tío Toni una conversación en la habitación del hotel la noche antes de la final de Monte Carlo 2006 contra Roger:

o   ¿Qué posibilidades tengo? Pregunta Rafa

o   Bueno, la realidad es que Roger tiene mejor saque que tú, mejor drive, mejor revés, mejor volea… le respondí yo.

o   Entonces, ¿no le puedo ganar? Preguntó Rafa.

o   Tú, le volví a responder, sólo le podrás ganar con esfuerzo, concentración e ilusión. Aunque él sea mejor que tú ¡le puedes ganar!

Cuando hablamos de los dos mejores jugadores de la historia del tenis (en mi opinión) y a pesar de que efectivamente en general los golpes de Roger, como dice Toni, sean mejores, también es cierto que el nivel tenístico de ambos ambos es muy parejo. Cada uno con sus técnica, táctica y físico diferente pero de parecido nivel. Cuando el nivel de tenis es parecido solo queda una variable que pueda decantar las balanza hacia un lado u otro que es aspecto mental. Rafa obliga a Roger a jugar mucho más allá de lo puramente tenístico. Además del partido de tenis le plantea un partido de valores en el que ambos ponen a prueba su esfuerzo, su concentración y su ilusión. Y a ese juego por ahora no hay nadie que pueda con Rafa.

¿Existen diferencias entre trabajar la mentalidad de jugadores profesionales y no profesionales? ¿Qué diferencias son éstas?

Jordi

El principio teórico que trabajamos con jugadores profesionales y no profesionales es el mismo. Hay que tener en cuenta que son procesos y metodologías que se aplican para modificar y adecuar las respuestas en el comportamiento humano a una serie de estímulos y situaciones que vive el sujeto. Por lo tanto, sí, es su esencia es lo mismo. Lo que varía principalmente es la metodología de trabajo. La intensidad, duración y la exigencia de los procesos son mayores en aquellos que se dedican profesionalmente al tenis. Este año 2014 hemos creado Mentality, nuestro primer centro de tecnificación para el entrenamiento de la fuerza mental en España con el objetivo de trabajar y potenciar la mentalidad de jugadores profesionales y jóvenes promesas y diferenciarlo así desde el punto de vista de la metodología de trabajo del resto de jugadores/as.

¿En cuánto tiempo se puede cambiar una mentalidad perdedora o poco competitiva en una con una fortaleza mental adecuada?

Eva Toledano

Lo que planteas es una cuestión muy interesante. Cambiar y pasar de una mentalidad a otra es una tarea muy compleja en la que influyen muchos factores. Hay que tener en cuenta que somos en la vida lo llevamos a la pista y viceversa. Todos los valores, creencias, pensamientos, emociones, respuestas etc que tenemos en la vida van a reflejarse de manera muy determinante en nuestra actitud y mentalidad en la pista. Por lo tanto la primera variable que influye en el tiempo de cambio es la situación personal del jugador en cuanto a valores, pensamientos, respuestas… etc. Hay muchísimas diferencias entre unos y otros jugadores debido a que tienen diferentes ambientes familiares, de amigos, colegios, barrios… etc.

Cambiar es un proceso de 5 fases:

1.    Identificar qué es lo que estoy haciendo mal (Mis respuestas de bajo rendimiento) Esto, que a priori parece algo relativamente sencillo es una de las tareas más complejas ya que el jugador tiene tan integradas sus respuestas de bajo rendimiento que forman parte de su repertorio natural de respuestas (su zona de confort) que no se da cuenta de que las está realizando y muchas veces tampoco se da cuenta de que no son efectivas y le ayudan en sus objetivos. (Quiero decir en caliente. En situación de estrés competitivo)

2.    Reconocer que no me sirven: Una vez que el jugador consigue identificarlas tiene que darse cuenta de que no le sirven. Necesita reconocer que son respuestas que le alejan de sus objetivos y que hay respuestas mucho mejores.

3.    Saber qué y cómo cambiar: Una vez que identifica y reconoce lo que hace mal necesita identificar que nuevas respuestas, emociones, pensamiento, rutinas etc. necesita incorporar a su nuevo patrón de respuestas.

4.    Querer cambiar: Cambiar unas respuesta por otras tiene un coste que el jugador tiene que aceptar. Entrega, disciplina, trabajo, lucha consigo mismo, conflicto entre lo que deseos disfuncionales y lo que necesita hacer para conseguir su objetivo.

5.    Hacerlo: De nada sirven los cuatros puntos anteriores si no lo lleva a cabo. El jugador se va a encontrar con muchos obstáculos que tiene que aprender a ir resolviendo para seguir creciendo.

Como ves es un proceso concienzudo que requiere de mucho trabajo y disciplina por parte de jugadores, padres, técnicos y de nosotros mismos. Yo diría que es a partir de los seis meses cuando empiezan a darse mejorar significativas en el cambio de mentalidad de un jugador. En ocasiones puede prologarse incluso hasta los dos años de trabajo. No obstante esto es como las dietas, si se abandonan se recupera el peso. Por lo tanto el objetivo no es solo cambiar la mentalidad del jugador sino integrarla en su repertorio de respuestas y valores para que se mantengan y actualicen de por vida.

 

¿Tener una mentalidad ganadora en el mundo del deporte, qué ventajas te da para afrontar el día a día en la vida normal?

César Guzman

Rotundamente sí, tener una mentalidad ganadora influye de manera determinante en mi actitud ante la vida y al revés, tener una mentalidad ganadora en la vida afecta absolutamente mi rendimiento en la pista. Somos lo que somos. Está demostrado que nuestra mente inconsciente que es la que controla el 85% de lo que hacemos y ellas no entiende de contextos, no sabe si estamos jugado un partido de tenis, haciendo la compra en el supermercado o tomando una copa con los amigos. Ella entiende de situaciones y respuestas. Y se comportará de manera muy parecida en todas estas situaciones. Aquel que no ha desarrollado la habilidad para manejar sus emociones o su frustración, por ejemplo, cuando no consiga lo que quiere se comportará igual en la vida y en la pista, es decir enfadándose y perdiendo los papeles.

Para mí una mentalidad ganadora debería tener 6 valores; 3 de mentalidad: Lo que yo llamo mentalidad “OCA”: Optimismo, confianza y autoestima y 3 de rendimiento; que lo llamo rendimiento “TED” Trabajo de calidad, entrega y disciplina.

Yo entreno y trabajo para que mis jugadores alcancen DENTRO Y FUERA DE LA PISTA una mentalidad OCA y un rendimiento TED. Esto influyen absolutamente en todo lo que les pasa a lo largo del día, desde que se levantan hasta que se acuestan ya que toman el control del significado de las cosas que viven. Les permite liberarse del lastre de las situaciones. Tener una mente ganadora para mi significa ser capaz de interpretar manera correcta (de acuerdo a mis principios, creencias y valores) las situaciones que vives. Los jugadores que no desarrollan una mentalidad ganadora son mucho más proclives a dejar que sean las situaciones las que den significado a lo que deben sentir, por ejemplo identificándose con sus resultados y juzgándose como “un paquete” por haber fallado una bola. Los jugadores con una fuerte mentalidad ganadora son capaces de escapar de esa identificación y se juzgan en función de lo que creen que son, valorando sus resultados no para identificarse sino como información para seguir creciendo. Mentalidad OCA y Rendimiento TED.

Como planificarías el trabajo mental en una escuela de base donde hay niños que ya ya están empezando a pasar a la competición y necesitan Formacion en sus inicios que para mi es clave en el desarrollo tenístico del jugador?

 Fernando Delgado

En mi opinión, las escuelas 2.0 del futuro van a necesitar integrar en sus estrategias de desarrollo deportivo departamentos específicos orientados al entrenamiento de la fuerza mental. La edad de entrada en el circuito (sobre todo en chicos) es cada vez más tardía (a partir de los 21 años) y esto se debe en parte a que tienen dificultades a la hora de superar las dificultades desde el punto de vista de la mentalidad. Nuestra labor consiste en colaborar con las escuelas para que puedan ofrecer a sus jugadores contenidos relacionados con el entrenamiento de la fuerza mental. Es un trabajo de todos que podemos hacer de dos maneras:

–       Formación: Hemos desarrollado un clinic presencial de 6 horas teórico –práctico “Consigue una mente ganadora: las siete claves de la fuerza mental” cuyo objetivo es el de ofrecer a los jugadores un recurso dónde poder aprender cuales son las claves y cómo se trabaja una mentalidad ganadora en pista. El clinic está teniendo muy buena acogida en los clubes ya que era algo que venían demandando.

–       Trabajo específico en coaching deportivo: Mediante procesos específicos de coaching deportivo tanto presencial como on-line. El trabajo on-line es una excelente herramienta que facilita el acceso de los clubes al entrenamiento mental de sus jugadores para poder trabajar todos los aspectos relacionados con la fuerza mental, desde valores, creencias, técnicas, motivación, concentración, pensamientos etc

Así pues, planificando la estrategia de esta manera conseguimos acercar y poner al mismo nivel las necesidades que tienen los clubes, con los servicios que ofrecemos a sus jugadores para que puedan desarrollar su fuerza mental.

¿Cómo es la influencia de la altura en todos los aspectos del juego (velocidad de juego, velocidad de pelota, superficie, desgaste físico, mental…)?

Luis Pérez

Imagino que te refieres a cómo afecta la altitud en el jugador y la verdad es que me pones en un aprieto dado que no tengo un mayor conocimiento del que puedan tener la mayoría. Como la mayoría sabe en altura la velocidad de la bola es mayor y por lo tanto del juego. En cuanto a desgaste físico y mental sabemos que la altura a partir de 1.500 metros sobre el nivel del mar puede producir dolores de cabeza, insomnio, fatiga excesiva así como cierta dificultad a la hora de respirar. Esto se debe que hay una menor concentración de oxígeno en sangre. Si queremos conseguir que todos estos factores nos afecten en menor medida durante el juego es importante que si podemos vayamos adaptándonos progresivamente a la altitud, dosifiquemos el esfuerzo los primeros días para acostumbrar al cuerpo y a la mente.

Me gustaría que me dijeras qué se cosas concretas se trabajan en vuestro campo del coaching deportivo.

Jorge Antunes

Lo que trabajamos de manera específica con el jugador es su mentalidad. Nuestra misión consiste en ayudar al jugador a desarrollar una mentalidad que le permita explotar todo su potencial como deportista. Y no solo dentro de la pista si no también fuera de ella ya que consideramos que uno es en la pista lo que es en la vida y viceversa, uno es en la vida lo que es en la pista.

Nuestro trabajo con el jugador parte de una premisa metodológica que rige todo nuestro planteamiento teórico y científico y que parte de la idea de que el problema que genera todo el ritual de respuestas disfuncionales en el jugador (emociones en forma de miedos, enfados, dudas etc) no se viene dada por la situación de partido que vive el jugador sino por la interpretación y significado que le da. Estamos programados de manera atávica (y por lo tanto no podemos evitarlo) para darle un significado de presente, pasado y/o futuro a todas las situaciones que vivimos (ya sean de partido o de la vida diario) unas veces de una manera muy consciente y otras de una manera menos consciente. Por lo tanto, esa es una regla de juego que no vamos a poder evitar “voy a darle un significado a cualquier situación que viva” ya sea un punto de break, de partido, un deuce, punto de break a favor, 15-00, tie break, una bola mal cantada, un warning, la que sea.

Dado que esto es así y no voy a poder evitarlo lo más inteligente y más adaptativo para las consecución de mis objetivos (a priori ganar el partido que estoy jugando) no consiste en forzar la situación ya que no puedo hacer nada para variar o cambiar lo que acaba de ocurrir sino adaptar y reinterpretar el significado de la situación que estoy viviendo para que el resultado sea lo más óptimo posible. Por ejemplo, si tengo dos bolas de set en contra podré quejarme y lamentar mi situación las veces que quiera pero desgraciadamente eso no va a cambiar ni va a hacer que desaparezcan las dos bolas de set. Lo único que puedo variar y forzar es cómo quiero interpretar y que significado le quiero darle a esa situación. Una situación que es objetivamente amenazante ya que está poniendo en riesgo el set que se está jugando. Esa es la realidad: Estoy viviendo una amenaza QUE NO PUEDO CAMBIAR en forma de dos bolas de set en contra. La pregunta ahora es: ¿Cómo quiero vivir/interpretar esa situación? ¿Qué significado quiero darle? Cómo un peligro y enfadarme porque “voy a perder el set” o como un desafío u oportunidad de conseguir levantar esos dos puntos. (Luego ya veremos si lo consigo o no pero lo que tengo que tener claro es que tengo muchas más posibilidades de hacerlo si lo interpreto como un desafío y no como un peligro).

Por lo tanto es fundamental trabajar con el jugador la calidad del significado que le da a la situaciones que vive tanto fuera como dentro de la pista y esto se consigue mejorando, revisando e inculcando en el jugador una serie de valores, creencias, calidad de pensamientos, de diálogo interno, rutinas etc que el jugador necesita incorporar a su tenis y a su vida para que el significado de las situaciones que vive sea lo más productivo posible en el camino hacia sus objetivos.

 

¿Cómo se trabaja la fuerza mental de un jugador? ¿Utilizáis algún metodología en concreto?

 Pedro Swickert

Este tema que estás planteando a mi particularmente me parece muy interesante ya que el debate innatismo Vs ambientalismo ha sido un conflicto recurrente durante muchos años en el que estoy muy interesado. Por lo que parece, a medida que avanza estudio de la ciencia en el comportamiento humano la polémica se va decantando hacía una influencia significativamente más determinante en favor del factor ambiental.

No es momento para extenderse demasiado pero hay varios estudios con gemelos monocigóticos que demuestran que el hecho de compartir prácticamente los mismos genes no garantiza que vayan a ser ni que sean exactamente iguales ni que su comportamientos lo sea. Los estudios dicen que influye mucho más los factores ambientales que los genéticos (incluso en los estudios en los que se les pedía a los padres que los tratarán los más parecido posible. Pero es difícil bloquear todas las variables que influyen en el comportamiento futuro)

Muchas veces pensamos que el hecho de que nuestros se parezcan a nosotros o a algún familiar cercano es sinónimo de herencia genética cuando la realidad es que no lo es. Lo que pasa es que nuestros simplemente repiten los modelos que ven y lo lógico es que repitan los modelos que ven en sus padres, abuelos, tíos, amigos. Lo raro sería que se pareciera al vecino con el que no tiene contacto. Así pues no es tanto genético como ambiente.

Que esto sea así hace es muy positivo para el tenis ya que nos permite desarrollar y potenciar las capacidades de nuestros jugadores ya que esta dependen del ambiente y no de la genética. El único talento que no se podría desarrollar y que sí es genético es el natural. La altura, por ejemplo. Isner mide 2,06 y Ferrer 1,75. Si establecemos una competición para ver quién hace más aces o saca más rápido es lógico pensar que la genética determina en buena medida el resultado ya que no se puede entrenar para crecer 30 centímetros. Y la altura y palancas naturales de Isner sobre Ferrer le van a dar una ventaja “de serie” que es muy difícil trabajar.

Todo lo demás, motivación, valores, creencias, disciplina, entrega, mentalidad, optimismo, confianza, concentración, atención etc se puede trabajar y está demostrado que depende más del ambiente que de la genética. Y también del tiempo. No todos los jugadores consiguen en el tiempo para desarrollar las capacidades que están trabajando. Así pues, para desarrollar una buena mentalidad en pista se hace necesario un trabajo de calidad, un rendimiento de calidad y un ambiente de calidad orientado siempre al objetivo. ¡Y tiempo!

¿Quieres recibir más noticias como esta?Apúntate a nuestra newsletter y recibe todos los viernes un resumen de las noticias de la semana

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Suscríbete a nuestra Newsletter semanal

Recibirás todos los viernes un resumen de las noticias de la semana.

Recuperar password
Escribe tu email.
El sistema te envia un nuevo password a ese email.