Home / General / El Entrenador IHT por Jorge Mir / La Otra Mirada al Tenis

El Entrenador IHT por Jorge Mir / La Otra Mirada al Tenis

 

¿Como pueden ser las huellas de los jugadores de tenis en una pista de tierra?

Para mi pueden ser de dos tipos:

Las de un jugador valiente o las de un jugador conservador.

¿Un jugador valiente, creativo y agresivo significa que es mejor tenista? NO

Un jugador conservador, rutinario y tranquilo significa que es peor tenista? NO

Las huellas:

1. Señales que un cuerpo deja en el suelo al moverse.
2. Señales o rastros que queda de una cosa o de un suceso. Aquí entra en acción un entrenador con muchísima experiencia al que yo llamo «IHT» (Investigador – Huellas- Tenista) que ve y analiza las huellas (dibujos/deslizamientos) que ha dejado el tenista en la tierra batida con sus zapatillas al moverse, como si de una escena de un crimen se tratara.

Y con esas señales, esos rastros y dibujos se crea una firma sobre el suelo de la tierra batida, (cada jugador de tenis tiene una firma diferente). Mirando esas firmas es donde el entrenador IHT hace un análisis y detecta el estilo de juego utilizado y los comportamientos mentales, tácticos y estratégicos sobre ese jugador.

En uno de mis artículos sobre las «V positivas», «las V negativas» y los «pasos paralelos», explicaba que Nadal había sido durante muchísimos años en su carrera tenística, un experto en las «V negativas», y en los «pasos paralelos».

Para mi Rafa Nadal desde sus inicios y durante muchos años era un jugador muy conservador y obsesionado con NO FALLAR, no le gustaba tomar riesgos y casi siempre esperaba el fallo del contrario.

Sus huellas (su firma) en el suelo de muchas pistas de tierra batida de todo el mundo eran «V» negativas y muchos dibujos y líneas con deslizamientos defensivos (hacia atrás) y no se veían casi ningún deslizamiento en el suelo con huellas en «V» positivas y de ataque. En algunas ocasiones se veían líneas de deslizamientos cercanas a la red, pero eran por dejadas que le habían hecho los rivales.

No pasa nada por ser un jugador de «V negativas», con una mentalidad muy conservadora, ya que jugando así se pueden ganar muchos Roland Garros, pero para ganar esos Roland Garros, tienes que tener un juego muy potente y con tal fuerza, profundidad y efecto de bola, que logres mantener al rival muy lejos de la zona de ataque y poco a poco conseguir agotarlo mental y físicamente hasta hacerlos fallar.

¿Qué sucede con el Nadal actual?

Rafa junto con su equipo y con una nueva visión de futuro, ha reconocido que con su edad ya no puede hacer sufrir más a su físico y por ello ha cambiado su mentalidad pasando de ser menos conservador a más creativo y arriesgando mucho dentro de sus posibilidades técnicas.

Ha sabido entrenar en pista las «V positivas» con muy buenos ataques, con golpes que le den puntos directos y cerrando con su voleas muchas jugadas en la red.

Ahora sus huellas y sus deslizamientos dibujados en las pistas de tierra batida de todo el mundo tienen una “firma” muy diferente a la de sus comienzos y por ello se mantiene a ese nivel tan alto.

Para acabar, a mí encantan los jugadores creativos, que arriesgan puntos buscando genialidades y que les gusta atacar para notar la satisfacción de ganar un punto directo, pero respeto muchísimo a los que sus huellas y deslizamientos dibujados en las pistas de tierra son conservadoras y nada creativas y solo esperan que falle el contrario.

¿Quieres recibir más noticias como esta?Apúntate a nuestra newsletter y recibe todos los viernes un resumen de las noticias de la semana

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

Suscríbete a nuestra Newsletter semanal

Recibirás todos los viernes un resumen de las noticias de la semana.